Mitos Cosmogónicos

El mito más importante en una cultura, sociedad o religión es el mito cosmogónico, que se refiere a diferenciar el origen como fundamento y principio. Cosmogónico hace referencia al origen o creación del mundo. Los mitos de origen pretenden mostrar como a través de los años ha sido modificado, enriquecido o deformado, en otras palabras, da cuenta de los fenómenos de los seres, de los cosmos, sociales, políticos y económicos que suceden en la humanidad.

Partiendo del origen del todo, en historias como el génesis bíblico, en los mitos egipcios, australianos, mayas y griegos entre otros, cuentan como la creación partió de la nada. En la mayoría de dichos mitos, los Dioses son todopoderosos, divinos, y suelen ser el centro de la vida religiosa.

Otros mitos cosmogónicos cuentan como la creación es el resultado del ascenso progresivo desde los mundos inferiores y la eclosión de estos para hacer un último avance en el mundo de la humanidad.

Otra clase de mito cosmogónico es el de los padres del mundo. Por ejemplo en la historia de la creación babilonia, los padres del mundo, Apsu y Tiamat, procrean hijos que luego cuando crecen y posteriormente derrotaran a sus padres, creando el cuerpo inmolado de Tiamat. En Egipto, los padres Zuñis y Polinesios, procrearon hijos, permanecieran unidos, sin embargo viven en la oscuridad, y en su deseo insaciable de luz, desechan a sus padres logrando un espacio para que los dioses creen un mundo humano.

En los mitos de los pueblos altacosiberianos, en India y Rumania, la creación se hace a través de un animal, quien se sumerge en las aguas, para emerger con un poco de tierra, la cual esparcirá por el mundo.

En los mitos cosmogónicos también existe el sacrificio, un ejemplo de ello, es la mitología babilónica que cuenta como el cuerpo sacrificado de Tiamat es la tierra, y en la mitología Hindú se relata que el mundo es el resultado de un sacrificio producido por los dioses.

En conclusión, los mitos cosmogónicos son narraciones míticas que suelen dar respuesta al origen del universo y de la humanidad. Habitualmente, dichos relatos se remontan al momento de la preexistencia, en el cual el mundo no había sido formado aun, puesto que las bases para construirlo se encontraban en total desorden, de esta forma, los relatos míticos cosmogónicos muestra el orden de estas bases, en un modo totalmente simbólico, con la participación de elementos divinos que pueden o no presentar apariencia física.

Los mitos cosmogónicos ayudan a visualizar el origen del universo, espacio, dioses, humanidad, naturaleza entre otros.

Leave a Reply